Negocio

Lo que debes saber del Impuesto Digital en México

9 abril, 2021

El pasado 1 de mayo de 2020 entró en vigor la Norma Mexicana de Comercio Electrónico, y justo fue en este año cuando el e-commerce creció en más de un 80%, por eso es importante que conozcas todos los detalles sobre este impuesto para que tengas tu negocio en orden.

¿De qué se trata la Norma Mexicana de Comercio Electrónico?

La Norma Mexicana de Comercio Electrónico surgió gracias al crecimiento que ha tenido el ecommerce en los últimos años en nuestro país, y se define como la norma que “establece las disposiciones a las que se sujetarán todas aquellas personas físicas o morales que en forma habitual o profesional ofrezcan, comercialicen o vendan bienes, productos o servicios, mediante el uso de medios electrónicos, ópticos o de cualquier otra tecnología, con la finalidad de garantizar los derechos de los consumidores que realicen transacciones a través de dichos medios, procurando un marco legal equitativo, que facilite la realización de transacciones comerciales, otorgando certeza y seguridad jurídica a las mismas.”

Otro dato interesante, es que esta normatividad entró en vigor el año pasado y, de hecho, hasta ahora su cumplimiento no es obligatorio, sin embargo, lo mejor es que comiences a adaptar tu negocio desde ahora, ya que en cualquier momento puede ser categorizada como Norma Oficial Mexicana.

3-3

¿Qué dispone?

En realidad, esta nueva ley es bastante extensa, sin embargo, destacan los siguientes puntos:

  • La publicidad no debe ser engañosa, ser fácilmente legible, deben aparecer los precios en pesos mexicanos y el idioma debe ser el español.
  • Los términos y condiciones, se refiere a toda la información oficial que debe aparecer en este apartado sobre tu ecommerce y las políticas de compra, uso y devolución.
  • Características de los productos o servicios, incluidas dimensiones, tiempos de entrega y alcance de los servicios y/o calidades de los productos.

De cualquier forma, es importante que leas y conozcas a detalle toda la normatividad, para poder hacerlo puedes entrar AQUÍ.

¿Y los impuestos?

Lo primero es que identifiques los impuestos federales que se aplican a todos los e-commerce en el país, además de cómo se deben manejar y a qué negocios afectan:

  • Impuesto de Valor Agregado (IVA)
  • Impuesto Sobre la Renta (ISR)

Antes de continuar, es muy importante que sepas que NO PUEDES TENER UN NEGOCIO ONLINE SI NO CUMPLES CON EL IVA Y CON LAS DECLARACIONES DE ISR QUE CORRESPONDEN.

Impuesto al Valor Agregado

Los comercios electrónicos están obligados a pagar el IVA de acuerdo al tipo de servicios y productos que venden, recordemos que en México esta tarifa, generalmente, se incluye en el costo final, es decir, el consumidor es quien lo absorbe, por lo que no implica un gasto extra para los negocios.

Esta tasa añadida es del 16% y aplica en las siguientes situaciones:

  • Venta de productos en territorio nacional.
  • Renta de productos o inmuebles en territorio mexicano
  • Prestación de servicios por parte de un particular
  • Importación de bienes y/o servicios

Cabe destacar que ahora el IVA para servicios digitales es obligatorio para aquellos servicios que provean descarga o acceso a:

  • Imágenes, películas, texto, información, video, audio, música, juegos, incluyendo los juegos de azar, ambientes multijugador y otros contenidos multimedia
  • Obtención de tonos de móviles
  • Visualización de noticias en línea
  • Información sobre el tráfico
  • Pronósticos meteorológicos y estadísticas
  • Clubes en línea
  • Páginas de citas
  • Enseñanza a distancia, de test o ejercicios

¿Quiénes deben aplicar esta tarifa?

El IVA se debe aplicar en cualquier transacción legal realizada en el territorio mexicano al momento de que el cliente adquiera uno de sus productos vía electrónica y salga el envío desde México, o cuando el cliente adquiera de manera física el producto en un establecimiento y sea entregado en sus manos.

Aclaremos que no importa que el servidor bajo el que está tu tienda virtual no sea mexicano; lo importante es que, si tiene su base en México, el IVA debe ser parte de su precio.

¿Cómo calcular cuánto pagar de IVA?

Esta suele ser una duda muy frecuente, y para tener la mejor respuesta, lo más recomendable es revisar y cotejar tus productos con las categorías que indica la legislación, aunque la regla general es el 16% sobre su valor.

IVA POSITIVO E IVA NEGATIVO

Para que tengas todos tus impuestos en regla debes conocer muy bien ciertos términos, como el IVA positivo y el IVA negativo, de esta manera evitarás confusiones y sobre todo, problemas con el SAT.

  • El IVA por la venta de tus productos o servicios no es tuyo, pertenece al Estado Mexicano. Se podría decir que tú solo lo guardas en calidad de “retención” hasta que declares los impuestos y debas entregarlos; este porcentaje es conocido como ‘IVA Positivo’.
  • También existe el ‘IVA Negativo’, el cual se refiere a las compras o consumos de productos o servicios en México que realiza tu negocio: tus proveedores “te retienen” IVA, IVA que tú has pagado.
  • Que identifiques muy bien tu IVA positivo de tu IVA negativo es muy importante, ya que en tu libro de Ingresos y Egresos deberás calcular el IVA Negativo contra el IVA Positivo.

La diferencia de esta operación es la que determinará cuánto IVA debes pagar finalmente al Estado Mexicano, pues en caso de que hayas pagado más IVA del que has retenido, te tocará una devolución por parte del fisco.

Aunque también está el otro panorama, si has retenido más IVA de tus clientes del que has pagado, te tocará pagar al fisco.

Impuesto Sobre la Renta

El Impuesto Sobre la Renta está directamente relacionado con los cobros que la administración tributaria realiza a los residentes mexicanos o extranjeros que tienen un establecimiento permanente (EP) en México.

Sin embargo, si el dueño de la tienda o la misma tienda no tienen una presencia constante, entonces el ISR va a aplicar sólo sobre los ingresos que la Ley del Impuesto Sobre la Renta (LISR) considera como gravables al proveer de riquezas directamente proporcionadas por el territorio nacional.

¿Quién debe pagar ISR?

Este impuesto sólo aplica en el comercio electrónico si el dueño de la tienda virtual tiene una presencia en México constante, es decir, que existe un lugar físico desde el cual se realizan transacciones y está regido bajo las operaciones tributarias mexicanas.

Sin embargo, no debemos olvidar que en el caso de que compres productos en el extranjero y los vendas al extranjero, sin que en ningún momento tu bien o servicio sea comercializado en México, y por lo tanto no retengas IVA, igualmente deberás pagar ISR.

La razón es que el Impuesto Sobre la Renta se calcula sobre las ganancias de cualquier empresa o persona física que esté registrada o domiciliada en nuestro país.

¿Cómo calcular tu ISR?

Para poder calcular tu ISR es necesario esperar al cierre contable del año, ya que este es un impuesto anual.

Este se calcula en función de tus ganancias y se le deduce el dinero que has perdido, así que probablemente no tendrás que pagar los mismo todos los años.

Otro punto que debes tomar en cuenta, es que la legislación cambia constantemente, y que, además, el Servicios de Administración Tributaria (SAT) requiere un pago provisional cada mes.

Es por esto, que lo mejor que puedes hacer es ir directamente a la página oficial del SATpara calcular tu ISR y realizar tu declaración provisional.

¿Y esto afectará o beneficiará a los comercios electrónicos?

Existe un gran debate al respecto, pues algunos expertos en el tema creen que deberían realizarse algunas modificaciones para no afectar el desarrollo de la economía digital, haciendo que los impuestos sean proporcionales.

Entre las áreas de oportunidad que ellos destacan están las siguientes:

  • Puede incrementar la economía informal

Los vendedores que inician su camino en el comercio electrónico pueden verse tentados a realizar su actividad comercial de manera informal.

Por ello, creen que es importante que se haga de forma gradual para no asustar a los microempresarios y no prefieran un negocio informal.

  • También afectará a residentes de otros países

Cualquier usuario que cumpla alguno de estos criterios se verá obligado a pagar impuestos por servicios digitales:

  • Domicilio en México
  • Pago a través de un intermediario ubicado en México
  • Dirección IP en el rango asignado a México
  • Número de teléfono con código correspondiente a México

Es decir que si un usuario residente en Estados Unidos, paga un servicio digital con tarjeta de un banco mexicano, la transacción será objeto de impuesto.

  • Podrían dañar el acceso libre a internet

Debido a que la categoría de servicios digitales aún es muy vaga, algunas empresas podrían optar por restringir el acceso a sus servicios desde México. 

  • Puede afectar a los más vulnerables

Esta nueva normatividad subirá la carga fiscal a los usuarios finales y a los integrantes más vulnerables de la economía digital, como los conductores de aplicaciones de transporte privado o los repartidores de alimentos, sin embargo, otras actividades económicas más lucrativas, como la venta de publicidad y la explotación de datos personales, no generarían ingresos adicionales.

Con toda esta información lo que menos queremos es espantarte, sin embargo, es necesario que conozcas esta nueva ley, pues, como lo mencionamos antes, en poco tiempo será obligatorio cumplir con la normatividad.

Por ello creemos que es muy importante que desde ahora vayas adaptando tu negocio y resuelvas todas tus dudas con profesionales, quienes pueden orientarte para saber qué camino tomar.

Mientras te ocupas de esto, ten la tranquilidad de que tu negocio estará en buenas manos, pues en Pikkop nos encargamos de que todos tus envíos lleguen seguros a su destino.

No esperes más y comienza a cotizar tus envíos con nosotros.

Send this to a friend